La Solución: Subir salarios, Contener Precios, Más Igualdad

Yaissel Sánchez Orta. Secretaria General UGT L´Alacantí – La Marina

Conmemoramos este 1 de Mayo, pidiendo soluciones que nos ayuden a superar esta situación de espiral inflacionista provocada por la guerra en Ucrania. Soluciones que deben venir de todos los niveles desde Europa hasta la repercusión de subidas salariales en el ámbito empresarial.

Hace unos días, el Instituto de Economía Internacional de la Universidad de Alicante en colaboración con el periódico Información, realizaba un exhaustivo estudio sobre el impacto de la economía en los últimos años, visión bastante coincidente con nuestros análisis y reivindicaciones.

A raíz de este análisis, si que nos gustaría resaltar una de las tantas reflexiones y denuncias coincidentes con UGT, que es precisamente las relacionada con los problemas estructurales de precariedad y temporalidad que han marcado el mercado laboral Español en general y del Alicante en particular. Por ello es necesario poner en valor el éxito del asentamiento de determinadas reformas institucionales como el Acuerdo de Reforma Laboral, basada en la prioridad del diálogo y del consenso, con la visión puesta en la mejora del empleo, de la economía, y en definitiva del país.

Nunca habíamos tenido una norma que de manera inmediata posicionara cifras récord en contratación indefinida que ayudarán a dar estabilidad no solo a la trabajadora o trabajador sino a la permanencia y viabilidad de las empresas, esto hace que mantengamos la esperanza sobre la corrección de la elevadísima temporalidad que hemos venido sufriendo.

Pero también es cierto que la actualidad se impone y que al mismo tiempo demanda soluciones que nos permitan superar esta situación de crisis energética y de subida desmesurada de los precios que afectan directamente a las trabajadoras y trabajadores, ya que el alza generalizada y experimentada en los precios no tiene repercusión directa en los salarios, y por ende en las rentas de los hogares, lo que nos hace exigir un pacto de rentas que sea realista y reparta los esfuerzos de manera justa entre todos los agentes implicados.

Para UGT contener la inflación no puede ser a costa de los salarios, ni tampoco de las pensiones, y por ello continuaremos insistiendo, en que el desequilibrio de la balanza no puede recaer siempre sobre la misma parte de la sociedad, como pretenden según se desprende de determinadas declaraciones de aquellos que siempre tienen una visión catastrófica cuando se trata de buscar el equilibrio y un reparto equitativo.

Desde UGT, insistiremos una vez más en el marco de las relaciones laborales, ya que no es justo que los trabajadores y trabajadoras tengamos que asumir todo el esfuerzo derivado de esta situación de inflación, ya estamos siendo muy generosas, demostrando un ejercicio de responsabilidad con incrementos salariales que se encuentran por debajo de la inflación acumulada, pero no se nos puede asfixiar más, por eso pedimos a la parte empresarial establecer el V Acuerdo para el Empleo y la Negociación Colectiva, con cláusulas correctoras de revisión salarial para que no se nos imponga la pérdida de poder adquisitivo.

Somos de la opinión que es de justicia social que se busque una solución, y por ello valoramos el plan de respuesta diseñado por el Gobierno a través del Real Decreto de medidas urgentes para mitigar las consecuencias económicas de esta injusta guerra, pero con la desilusión de la ceguera política de una parte del parlamento, al no haber apoyado de forma unánime, las medidas para mejorar la vida de la ciudadanía y de la economía del país.

Ahora más que nuca, necesitamos reivindicar que para poder hablar de progreso, solo se puede dar el caso si progresamos todas y todos al unisono, y para ello es imprescindible poner a las personas en el centro de las políticas para que nadie se quede atrás. Unámonos a esta conmemoración internacional que vuelve con su tradicional manifestación para reclamar igualdad de oportunidades, justicia y progreso.